¿EL RENDIMIENTO ACADÉMICO DEPENDE MÁS DE LA FAMILIA QUE DE LA ESCUELA?

Hoy me ha llegado a mi correo este enlace con este titular. He leído detenidamente y deseo que nos sirva para reflexionar sobre la importancia del papel de la familia en los centros educativos y en las aulas, y no para justificarnos cuan "protectores de autoestima" y culparlas cuando los rendimientos no son los esperados.

Juan Vaello habla de las familias que pueden y que no pueden, de las que saben y las que no saben, de las que quieren y las que no quieren.

Ser docente también nos implica con aquellas familias que:

  • 1.- Quieren pero no saben o no pueden.
  • 2.- No saben pero quieren.
  • 3.- Saben pero no pueden.

La labor de la escuela es compensar carencias de la sociedad, y en algunos casos estas carencias empiezan en las propias familias. Son muchas las vías de participación y las formas de implicarlas.

En el caso de Andalucía, la figura de los delegados y delegadas de padres y madres puede ayudar a construir las pasarelas suficientes para crear un gran armazón que contribuya a crear una interdependencia positiva en beneficio de las niñas y los niños. Os recuerdo que podéis descargar el manual editado por CODAPA y con la ayuda del mismo, implementar esta figura en vuestros centros educativos.

 LEER EL ESTUDIO

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada